Recomendaciones para alquiler casas para las vacaciones

El alquiler de casas para las vacaciones está aumentando. No obstante, la búsqueda de alquiler de casas por internet puede dar lugar a que el consumidor se encuentre con estafas y, cuando las conoce, ya no le devuelven el dinero abonado por dicho alquiler.

Por ello, es importante seguir las siguientes recomendaciones para evitar engaños:

1.- Acudir a portales de alquiler de casas especializados, porque éstos aplican filtros, tienen más información sobre los alquileres, y permiten que los usuarios publiquen opiniones sobre la casa o sobre el arrendador.

2.- Conocer la legislación aplicable al arrendamiento. En el caso que sea un particular quién alquile la casa (lo más habitual en alquileres de casas para las vacaciones) se aplicará la normativa civil de arrendamientos, o la normativa turística autonómica. En el caso que se alquile con una empresa, se aplicará la normativa de protección al consumidor.

3.- Revisar los datos del arrendador o anunciante de la casa.

4.- Verificar las características de la casa. El aspecto más frecuente de descontento de los consumidores es que la casa no cumple con sus expectativas.

5.- Comprobar que la forma de pago no sea ilegal.

6.- Informarse sobre la manera de entregar las llaves, y la persona que va a realizar dicha entrega.

Actualmente, el procedimiento para poner en alquiler una vivienda no es fácil. Existen muchas prohibiciones en la normativa autonómica, que protege más a las empresas del sector que a los consumidores, y es muy burocrático para los particulares.

Consejos para los propietarios de casas alquiladas en vacaciones

Los propietarios que tengan intención de poner en alquiler su casa para las vacaciones deben tener en cuenta una serie de aspectos para evitar que el inquilino se queje de desperfectos o que se lleve una mala impresión de la casa.

Por ello, se recomienda lo siguiente:

1.- El propietario debe revisar los grifos y las cisternas para evitar que éstos goteen, y debe revisar también los electrodomésticos para que no se estropeen durante las vacaciones.

2.- El propietario debe revisar toda la instalación eléctrica para evitar averías que den lugar a cortes de luz o cortocircuitos.

3.- El propietario debería tapar con masilla y pintar las zonas con humedades. De esta forma, el inquilino tendrá una sensación de limpieza.

4.- El propietario debe cuidar la decoración, ya que una mala decoración es una de las quejas más habituales de los inquilinos.